Contaminación en Madrid ¿Ha disminuido al igual que Wuhan?

Contaminación en Madrid con el cornavirus
Tiempo de lectura: 4 minutos

Coronavirus y contaminación van de la mano, aunque en este caso de forma positiva. El aumento del teletrabajo y las restricciones para los desplazamientos han tenido un efecto balsámico en los niveles de contaminación.

Según los datos de la Unión Europea (UE), el transporte es el responsable del 30% de las emisiones de CO2 en el continente y un 72% de ese porcentaje se debe directamente al transporte por carretera. Eliminar los coches de la ecuación ambiental supondría, en teoría, un enorme alivio para la contaminación.

El coronavirus ha permitido hacer realidad este ‘experimento’ medioambiental, que de otra forma habría sido imposible. ¿Cuáles han sido los resultados? La primera ciudad en ofrecer datos ha sido Wuhan, el foco del coronavirus y una urbe con altos niveles de contaminación por su alta industrialización y el uso del carbón como fuente energética en sus centrales térmicas.

Las siguientes imágenes capturadas por la Nasa muestran el radical cambio y cómo la nube de contaminación sobre Wuham ha desaparecido por el momento.

Incluso el propio paisaje ha cambiado radicalmente, dando paso a zonas verdes antes inexistntes.

El país entero ha experimentado esta reducción de sus emisiones y de menor contaminación por el coronavirus. Según un estudio de CarbonBrief las emisiones se han reducido una media del 25% en el gigante asiático.

¿Qué ha pasado con el coronavirus y la contaminación en Europa?

Con cerca de mes y medio de diferencia respecto a China, Europa también ha puesto en marcha medidas de confinamiento, la obligación de teletrabajar salvo en sectores básicos y restricciones al movimiento. ¿Han tenido el mismo efecto las medidas del coronavirus en la contaminación en el Viejo Continente?

Las emisiones diarias de C02 en la UE han caído un 60% desde que comenzaron los confinamientos por el coronavirus según los datos de Sia Partners, una consultora especializada en energía.

En concreto, las emisiones de CO2 de motos y coches han disminuido un 88% y las procedentes del sector energético un 40%. Seguimos consumiendo energía, pero con buena parte de la industria parada, lo hacemos en menor cantidad y eso porcentaje será todavía menor ahora en primavera con la calefacción sin encender y todavía sin tener que enchufar el aire acondicionado.

Por países, Francia, España e Italia son los que más han reducido sus emisiones según la consultora.

La contaminación y el coronavirus en España

España es uno de los países más afectados por el coronavirus y esto se ha traducido en estrictas medidas de confinamiento que han afectado a la población general y a prácticamente toda la industria. Estas medidas han permitido atajar la pandemia y también han reducido los niveles de contaminación.

Así lo atestigua un estudio desarrollado por investigadores del Centro de Tecnologías Físicas de la Universitat Politécnica de Valencia (UPV) analizando imágenes de la misión Sentinel-5? Del programa Copernicus de la Agencia Espacial Europea entre el . Según sus datos, los niveles de dióxido de nitrógeno (NO2) se han reducido en un 64% de media en las ciudades analizadas.

Barcelona encabeza la lista. El confinamiento por el coronavirus ha conseguir disminuir la contaminación en la Ciudad Condal un 83% por el 73% de Madrid. Por su parte, en Valencia los niveles de concentración de dióxido de nitrógeno ha caído un 64%.

En el resto de ciudades analizadas, la contaminación también ha caído con el cornavirus. Así, en Bilbao la bajada ha sido del 66%, en Gijón del 65%, en Málaga del 55%, en Zaragoza del 52% y en Sevilla del 36%, un porcentaje muy inferior al resto de grandes urbes nacionales.

Los datos de la Agencia Europea del Ambiente certifican la tendencia. En sus análisis comparando la semana 16 al 22 de marzo con la anterior se observa un descenso 56% en los niveles de NO2. Esa caída es del 41% en relación a las mismas fechas de 2019. En Barcelona los descensos fueron del 40% y del 55% respectivamente.

Y no son los únicos. En Greenpeace también han constatado este fenómeno, tanto en Madrid como en Barcelona.

Qué puede pasar cuando termine el confinamiento

Conforme pasa el tiempo se acerca el momento de terminar con el confinamiento. La famosas desescalada y la llegada de la nueva normalidad de la que ya hablan en China. ¿Qué puede pasar entonces con la contaminación? Los expertos consultados por Business Insider España prevén un efecto rebote.

Los niveles de contaminación no volverán a los rangos anteriores inmediatamente, pero es previsible que crezcan poco a poco según vayan incorporándose nuevas industrias a la actividad normal. La solución para los expertos pasa por seguir trabajando hacia modelos de producción más eficientes y menos contaminantes, así como a una mayor implantación del teletrabajo y mejoras en el transporte público.

De hecho, el uso del transporte público es uno de los grandes desafíos de la lucha contra la contaminación tras el coronavirus. Y es que estos sistemas están pensados precisamente para transportar a muchas personas, lo que imposibilita mantener la distancia social mínima.

Diferentes informes prevén un repunte del transporte privado como fórmula para evitar los contagios.

Gestión de residuos, la otra cara medioambiental del coronavirus

Si el coronavirus ha ayudado a reducir la contaminación en las grandes ciudades, también ha generado problemas medioambientales.

A modo de ejemplo, en Wuhan, los hospitales produjeron un promedio de más de 200 toneladas de desechos por día durante el brote, una cantidad que su sistema no estaba preparado para reciclar.

En Estados Unidos algunas ciudades han suspendido sus programas de reciclaje para frenar la propagación del virus, en Italia se ha prohibido a los residentes infectados clasificar sus desechos y algunos países han reducido las opciones de eliminación de residuos.

Como ocurrirá con la contaminación, las ciudades irán poco a poco a recuperando la normalidad y volviendo a reciclar.

Ahora sólo resta por saber si vamos a ser capaces de aprovechar este impulso medioambiental del coronavirus o no. Por lo pronto, por mucho que haya menos contaminación, será necesario salir a calle con mascarillas. En este artículo te enseñamos cómo hacer mascarillas caseras.

¿Conocías este descenso de los niveles de contaminación? ¿Y los retos a los que nos vamos a enfrentar para mantener unos niveles de polución bajos? Comparte el artículo para concienciar a otros al respecto ¡Esperamos que te haya resultado de interés!