Salud: prevenir la caída del pelo en otoño

caída del pelo

“La experiencia es como un peine que te dan, justo cuando te quedas calvo”. Ringo Bonavena

Cada día perdemos aproximadamente entre 80 y 100 cabellos. Esto se debe a que cada cabello tiene su propio ciclo de vida, pero, sin embargo, parece que en otoño la caída del pelo es más evidente. Por eso muchas personas encaran septiembre buscando consejos para prevenir la caída del pelo en esta época del año.

¿Por qué se cae el pelo en otoño?

El otoño es, junto a la primavera, la estación durante la cual el cabello tiende a la caída. No debes preocuparte. La caída de pelo que se produce durante el otoño es un proceso de renovación natural del pelo. Los cabellos que se caen durante esta estación se recuperan prácticamente todos pasados unos meses.

El crecimiento del pelo es cíclico. Crece en 3 etapas:

  • Fase de crecimiento o anágena. Hay una máxima actividad de las células capilares y por lo tanto, un crecimiento del pelo. Dura entre tres y seis años. El 85% del cabello se encuentra siempre en fase de crecimiento. En esta fase, el cabello es especialmente sensible. El estrés, las enfermedades o las carencias alimenticias pueden hacer que la actividad de la raíz del cabello se detenga y la fase de crecimiento se reduce.
  • Fase de transición o catágena. Esta fase dura apenas unas pocas semanas. Las células capilares dejan de tener actividad, pero los cabellos siguen unidos al cuero cabelludo y empiezan a desprenderse de la raíz.
  • Fase de reposo o telógena. La fase de reposo dura aproximadamente entre tres a cuatro meses y es el periodo durante el cual cae el cabello.

Consigue un pelo sano

Aunque la caída de pelo otoñal es un proceso pasajero, la Academia Española de Dermatología y Venereología (AEDV) recomienda diversas pautas para evitarla como, por ejemplo, cuidar el pelo durante el verano protegiéndolo del sol y el excesivo calor.

Además, para conseguir un pelo fuerte y sano es fundamental llevar una buena alimentación. La falta de algunos nutrientes esenciales y vitaminas puede contribuir a la pérdida de cabello. También, es importante saber manejar el estrés. Está demostrado que el estrés y la tensión nerviosa acelera la pérdida de pelo.

Si te preocupa la pérdida de cabello, consulta a un dermatólogo. Existen multitud de tratamientos que pueden ayudarte a fortalecer el pelo y a prevenir su caída.