< Volver

¿Por qué elegir sal yodada en vez de normal?

propiedades de la sal yodada

¿Sabías que la deficiencia de yodo es uno de los problemas de salud pública con mayor incidencia a nivel mundial? En la búsqueda de soluciones para la prevención de este déficit se han utilizado y estudiado diversos vehículos portadores de yodo para aumentar el consumo de este micro nutriente en la población, y la sal yodada es una de estas soluciones.

Propiedades de la sal yodada

Durante décadas se ha intentado enriquecer en este mineral a diferentes productos de uso muy común en nuestra alimentación: panes, agua y otros elementos presentes en nuestras mesas de forma habitual. Tras años de investigación se llegó a la conclusión de que yodar la sal podría ser una gran estrategia para asegurar así el aporte necesario para la población. A día de hoy no se discute que la sal  es uno de los condimentos  más comunes por su facilidad de conservación y versatilidad y está presente en prácticamente la totalidad de nuestros hogares.

¿Qué es la sal yodada?

Comencemos por entender qué es la sal: la sal es un compuesto químico que se compone de cloro y de sodio. Se usa como condimento para dar sabor a los platos. Además de potenciar el sabor natural de los alimentos se ha usado tradicionalmente como conservante.

La sal yodada se consigue con la mezcla de la sal común con distintas sales de yodo. La yodación de la sal es un proceso sencillo, de bajo coste y muy efectivo para asegurar la disponibilidad de este mineral en cualquier parte del mundo. Este proceso se realiza con la finalidad de asegurar el aporte de yodo en la dieta de la población.

Queremos cuidarte estés donde estés. Servicio de telemedicina 24 horas, 365 días del año

¿En qué se diferencian la sal yodada y la normal?

La sal de mesa o sal común es la más habitual. Se suele obtener de la evaporación del agua de mar, manantial o de roca de minas de sal. Esta sal antes de comercializar se somete a un proceso de refinado y su contenido es casi en su totalidad cloruro sódico.  Puede encontrarse como sal fina o gruesa, que se usa en cocina de forma habitual y , al no tener presencia prácticamente de otros minerales, aporta el sabor salado neutro característico de este compuesto.

La sal yodada es la sal de mesa normal a la que se le ha agregado yodo, generalmente en forma de yoduro de potasio o yodato de potasio. Así se consigue una forma eficaz de distribuir el yodo a todos los públicos en un producto que es común en la alimentación de múltiples zonas geográficas. Su sabor no sufre transformación es este proceso.

¿En qué se diferencian la sal yodada y la sal marina?

La sal marina se diferencia de la sal yodada y de la normal en que no pasa por un proceso de refinado. Mantiene ciertos minerales que le aportan matices diferentes  en sabor, color y olor.  A pesar de ser más rica en minerales en su composición, no suele llevar yodo de forma natural o, si lo lleva, es en una cantidad pequeña que no resulta suficiente para la prevención del déficit de este mineral.

¿Qué enfermedades evita la sal yodada?

El yodo es un micro nutriente fundamental e imprescindible para la síntesis de las hormonas tiroideas y por lo tanto su carencia está relacionada con la aparición de una serie de disfunciones conocidas como “trastornos por deficiencia de yodo” (por sus siglas TDY) . Estos trastornos incluyen el mal funcionamiento de la glándula tiroides, problemas como el bocio endémico, disminución de la fertilidad, aumenta el riesgo de complicaciones en el embarazo, mal desarrollo del feto y menor desarrollo cognitivo, abortos espontáneos y mortalidad prenatal e infantil. Por este motivo, llegar los requerimientos mínimos de este micro nutriente resulta fundamental.

¿Quién debe tomar sal yodada?

Casi cualquier persona podría beneficiarse del consumo de sal yodada especialmente en zonas geográficas donde los suelos o aguas sean pobres en yodo o, en general, cuando se consumen pocos alimentos que provienen del mar como pescados, mariscos o algas.

Algunos grupos donde se recomendaría especialmente es en el caso  de las mujeres embarazadas y bebés y niños en etapa de desarrollo, aunque la deficiencia de yodo puede afectar a toda la población.

¿En quién no se recomienda sal yodada?

El consumo de sal yodada puede tener algunas contra indicaciones, es importante que no se supere la cantidad recomendada de sal. La Organización Mundial de la salud marca el límite máximo de ingesta en cinco gramos al día de sal para un adulto.

En pacientes con alteraciones en la glándula tiroides de origen auto inmunitario o cambios inducidos por algunos medicamentos se recomienda consultar siempre a un profesional de la salud.

¿Qué pasa si se consume sal no yodada?

Hoy en día en el mercado hay disponibles muchos tipos de sales: sal de mesa, sal marina, Mandon, del Himalaya, Flor de sal…  podemos preguntarnos si efectivamente es mejor la sal yodada o la normal.

Se puede consumir todo tipo de sal, pero para asegurarnos un buen aporte de yodo debemos incluir en nuestra alimentación productos que provienen del mar como pescados y mariscos. Si estos alimentos no forman parte de nuestra dieta habitual, por ejemplo, en personas veganas o vegetarianas, consumir sal yodada es una buena forma de evitar el déficit de este mineral tan importante.

Recuerda que el consumo excesivo tanto de sal yodada como normal puede tener consecuencias en la salud, por lo que no se aconseja superar los límites recomendados. Ya sabemos que un exceso de sal se relaciona con hipertensión arterial, mayor riesgo cardiovascular o patologías renales.

¡Pero eso no significa que tus platos no puedan ser sabrosos! Combina la sal con especias y verás cómo tus platos quedarán muy ricos.

Experta en nutrición

Experta en alimentación anti inflamatoria y salud hormonal de la mujer en todas sus fases. Sara es nutricionista integrativa y farmacéutica, con Postgrado en Nutrición Clínica y Máster en Psiconeuroendocrinología. Actualmente es co-directora de Espacio Sano, centro de bienestar integral, y compagina su consulta privada con la divulgación a través de formaciones, encuentros y talleres.

Perfil de LinkedIn