¿Cómo elegir un seguro médico privado?

elegir seguro de salud
Tiempo de lectura: 4 minutos

Contratar un seguro médico privado puede ser tan fácil o complicado como tú quieras.  La clave para acertar es saber lo que necesitas y lo que te ofrece la póliza. Esperamos que este artículo te ayude a la hora de saber cómo elegir un seguro médico privado.

Lo primero que hay que tener claro, antes de nada, es que no hay un único modelo de seguro médico privado. Así, existen seguros con copago o sin copago, con periodos de carencia, con coberturas personalizables e incluso de seguros combinados. Todo esto es importante porque va a determinar el resto de las claves antes de elegir seguro de salud.

Y es que, un seguro médico privado no es algo rígido, sino que más bien un servicio flexible que puede adaptarse a lo que realmente necesitas.

¿Cómo elegir el mejor seguro médico privado?

Para elegir el mejor seguro médico privado y que mejor se ajuste a tus necesidades, es importante plantearnos antes una serie de preguntas.

¿Qué es lo que necesitas asegurar?

Precisamente la primera clave para saber cómo elegir un seguro médico privado es tener claro por qué lo contratas. En otras palabras, qué quieres asegurar exactamente, más allá de lo obvio.

Aunque la buena o mala salud puede ser algo subjetivo o que vaya por rachas, es determinante decidir qué tipo de seguro necesitas en función de cómo te quieres asegurar. Por ello, la pregunta clave es ¿piensas que vas a ir mucho al médico?

Hay que tener en cuenta que hay dos modalidades de seguro de salud privado distintas:

  • Seguro médico privado con copago: en este tipo de seguro, cuando utilizas determinados servicios se te cobra una pequeña cantidad, variable según la cobertura. Es decir, vas a tener que pagar un poco por cada visita al médico. A cambio, el precio global del seguro será menor.
  • Seguro médico privado sin copago: pagas la prima de tu póliza y los gastos de los servicios contratados ya están completamente cubiertos.

ℹ️ Ahora 4 meses gratis con tu Seguro de Salud Aegon

¿Cómo elegir entre un seguro médico privado con copago o sin copago?

La respuesta es clave: teniendo en cuenta tu historial médico. Como norma general, para alguien que no espera acudir mucho al médico puede ser interesante pagar menos prima y asumir pequeños copagos. Para alguien que no tiene claro lo anterior, puede ser mejor pagar una prima superior y no asumir copagos.

No son los únicos modelos, pero si los más habituales. De todos modos conviene siempre repasar a fondo el tipo de seguro que mejor se ajusta a lo que queremos asegurar.

Si quieres información más detallada a la hora de tomar esta decisión, no dudes en consultar esta información👉Cómo saber si te interesa o no el copago de un seguro con un sencillo cálculo.

Enfermedades preexistentes y periodos de carencia en los seguros médico privados

A la hora de contratar un seguro médico privado, es importante tener claros dos conceptos:

Enfermedades preexistentes

En los seguros médicos privados hay un factor muy importante que se llama enfermedades preexistentes. De hecho, cuando vayas a contratar una póliza de seguro médico, tendrás que rellenar un formulario con preguntas sobre tu estado de salud, tus hábitos (si fumas o no, por ejemplo), si tienes alguna enfermedad crónica o su te has sometido a alguna operación.

Estas preguntas no sirven sólo para valorar el riesgo de asegurarte, sino que también se usan para establecer si existen enfermedades previas que van a quedar fuera de las coberturas y los tratamientos o a subir el precio de la póliza.

Periodos de carencia

Al escoger un seguro médico privado tampoco hay que olvidarse de los periodos de carencia. Estos periodos de carencia dentro del seguro de salud marcan el tiempo que pasa desde que contratas la póliza hasta que puedes usar todas sus coberturas.

Esto no quiere decir que no puedas utilizar el seguro, sólo que hay ciertos servicios que no están disponibles hasta pasado cierto tiempo. Lo habitual es encontrar estas carencias en relación a situaciones como el embarazo o el parto y el postparto.

Por ello, antes de elegir un seguro médico privado debes fijarte en estos periodos de carencia, sobre qué servicios se aplican y en su duración.

👉 Puedes ampliar esta info en nuestro artículo ¿Qué son las carencias y exclusiones en un seguro de salud?

Cuadro médico del seguro

Sin duda esta es la clave a la hora de saber cómo elegir un seguro médico privado. En los seguros de salud al conjunto de profesionales a los que puede acceder el asegurado se lo denomina cuadro médico. Tener en cuenta el cuadro médico de la oferta de seguro de salud privado que estás valorando es importante.

En primer lugar, si quieres recibir la atención de determinados profesionales, hay que consultar si están o no incluidos dentro del cuadro médico de la aseguradora. En segundo lugar, también es importante revisarlo por una cuestión geográfica, para conocer qué profesionales médicos son los que se hallan más cercanos al asegurado y son accesibles en el cuadro médico.

El cuadro médico es otra cuestión relevante a tener en cuenta antes de seleccionar un seguro de salud privado. No en vano conforma el conjunto de profesionales a los que tenemos acceso y su ubicación geográfica. Por tanto, siempre debes tenerlo presente al decidir que seguro contratar.

ℹ️ Conoce aquí nuestro cuadro médico Aegon, con más de 50.000 profesionales y más de 1.000 centros.

¿Qué cubre el seguro y cuáles son sus límites?

Esta sería la última gran clave antes de comparar precios de un seguro médico y decidirse por una opción.

Coberturas

Los seguros cada vez se especializan más y el número de coberturas es más amplio, llegando tratar cuestiones de lo más específicos. Por eso es muy importante conocer desde el principio las coberturas que se nos propone con la póliza. Hay que repasar no sólo el tipo de cobertura, sino los límites que puede presentar. Hay mucha diferencia entre propuestas, de forma que hay que centrarse en aquellas coberturas que realmente se piense que van a ser más importantes como asegurado.

Límites

Los límites por otro lado también deben ser tenidos en cuenta. Puede darse el caso que un seguro presente una póliza o precio muy bajo pero, que también los límites de atención de sus coberturas sean bajos y, a medio plazo, esto no resulte interesante para el bolsillo.

Seguro médico privado: precios

Los seguros médicos privados son cada vez más asequibles. Por eso el precio, aun siendo importante, no deberá ser la clave única a la hora de tomar la decisión. Sin embargo, aquí también es importante valorar el tipo de póliza que es posible asumir y cuando interesa, por ejemplo más fórmula u otra, por ejemplo un seguro individual o un seguro familiar.