¿Qué es y cómo superar la depresión postparto?

madre con depresión posparto tras nacimiento de su bebéHollie Santos/Unsplash

De todo lo que cabría esperar de la llegada de un bebé, seguramente una depresión no sea una de ellas. Sin embargo, tras el nacimiento la abrumadora amalgama de sensaciones y tareas que conlleva un recién nacido puede abocar a ello.

Tras el parto es habitual que una madre primeriza se sienta cansada, estresada e incluso algo perdida y no tan contenta como se esperaba. Es lo que se conoce con el término baby blues y hace alusión a una especie de melancolía o tristeza que aparece en los primeros días tras el parto y puede durar unas dos semanas.

Sin embargo, en algunos casos estas emociones pueden agravarse y prolongarse en el tiempo, dando lugar a la depresión posparto. Este trastorno del ánimo puede afectar en su desempeño diario como madre e incluso en el vínculo con el bebé, por lo que debe ser tratado.

No obstante en ningún caso se trata de un debilidad, defecto o problema generado por la madre. Si no de una afección de salud mental que experimentan unas 15 de cada 100 mujeres que tienen un hijo.

Por lo que resulta esencial que cualquier recién mamá que piense que podría estar desarrollando una depresión posparto acuda a consultarlo con un médico. Con un tratamiento adecuado la mayoría de mujeres la superan por completo rápidamente.

Porque no es lo mismo atender que cuidar

¿Qués es la depresión posparto?

La depresión posparto refiere a una depresión generada en una mujer tras el nacimiento de su hijo. Esta puede darse durante el embarazo ( lo que se conoce como depresión prenatal) o hasta un año después del nacimiento (depresión posparto).

Las madres con depresión posparto experimentan sentimientos de extrema tristeza, ansiedad y cansancio. Lo que puede comprometer su autociodado o incluso el cuidado del bebé.

Aunque poco frecuente, en algunos casos la depresión posparto puede evolucionar a un trastorno más grave conocido como psicosis posparto en la que la vida del bebé o de la madre puedan estar en peligro, debido a pensamientos suicidas o violentos.

De ahí que sea tan importante consultar con un profesional de la atención primaria cualquier sentimiento de malestar emocional generado tras dar a luz.

Síntomas de la depresión posparto

Los síntomas de la depresión posparto coinciden en buena medida con los de una depresión “común”.

Estos incluyen una serie de signos más o menos serios que pueden variar de una mujer a otra.

Algunos de los síntomas más frecuentes de la depresión posparto son:

  • Estado de ánimo triste, decaído o “vacío” persistente
  • Irritabilidad
  • Sentimientos de culpa, nulidad, o impotencia
  • pérdida de interés o de placer en pasatiempos y actividades de ocio
  • Fatiga, cansancio o disminución anormal de energía
  • Dificultad para concentrarse, recordar o tomar decisiones
  • Dificultad para dormir (incluso cuando el bebé lo está haciendo)
  • Apetito anormal, cambios de peso o ambos
  • Molestias o dolores corporales, dolores de cabeza, calambres o problemas digestivos sin una causa física clara o que no se alivian aun con el tratamiento;
  • Problemas para crear un vínculo emocional con el nuevo bebé
  • Dudas constantes sobre su capacidad de cuidar al nuevo bebé

¿Cuál es la causa o por qué se genera?

Aunque no se tienen muy claras las causas de la depresión posparto, los expertos consideran que múltiples factores tanto físicos como emocionales pueden contribuir a ella.

Según la clínica Mayo, entre las posibles causas se incluyen:

  • Cambios físicos. Después del parto, una caída dramática en los niveles de hormonas (estrógeno y progesterona) en el cuerpo puede contribuir a la depresión posparto. Otras hormonas producidas por la glándula tiroides también pueden bajar marcadamente, lo que puede provocar que sientas cansancio, pereza y depresión.
  • Problemas emocionales. Cuando estás con falta de sueño y abrumada, puedes tener problemas para manejar hasta los problemas menores. Es probable que se esté angustiosa acerca de la capacidad para brindar cuidados a un recién nacido. Puedes sentirte menos atractiva, enfrentar tu sentido de identidad o sentir que has perdido el control de tu vida. Cualquiera de estos problemas pueden contribuir a la depresión posparto.

En ocasiones las expectativas puestas en la maternidad pueden contribuir a ello. Tras escuchar una y otra vez que el nacimiento del bebé será el momento más feliz de su vida, la nueva madre encuentra que no es totalmente así.

La llegada de un bebé requiere una demanda de 24 horas. Por lo que lo normal es sentirse cansada, estresadas e incluso sobrepasada. Pero reconocerlo no es tan fácil por el miedo a ser tachada de “mala madre”. Lo cual puede hacer llevar a ocultar o no atender a esos sentimientos de tristeza, negatividad o angustia que se experimentan.

A esto se le suma que tanto durante el embarazo como tras el nacimiento del bebé, buena parte del cuidado y la atención médica se centran en lo físico. Sin que se haga hincapié o pasen por altos miedos, incertidumbres o dudas que puede sentir una mujer ante la llegada de un hijo.

¿Quién está en mayor riesgo de padecerla?

Cualquiera mujer puede sufrir una depresión posparto. Sin embargo, existen algunos factores que podrían aumentar el riesgo.

Estos son:

  • Si se ha tenido depresión con anterioridad.
  • Si el parto fue particularmente difícil y traumático.
  • Si tienes problemas con tu pareja.
  • Si estás pasando por un momento difícil en tu vida.
  • Si te encuentra aislada socialmente, sin familia ni amigos que puedan ayudar.
  • Tu bebé está enfermo o ha sido prematuro.

Sin embargo, esto no quiere decir que alguien que alguien que experimente alguna de estas circunstancias desarrolle depresión posparto irremediablemente. De la misma manera, puede que sin cumplir ninguno de estos rasgos, con “todo a pedir de boca”, una madre padezca este trastorno.

La depresión posparto también es cosa de hombres

Si bien al hablar de depresión pospaarto el foco suele ponerse en las mujeres, es necesario entender que los hombres también pueden padecerla.

La llegada de un hijo es un suceso importante que altera numerosos factores de la vida de ambos progenitores.

A este respecto, los padres pueden sentirse tristes, sobrepasados y angustiosos tras el nacimiento. En cuanto a los síntomas, los expertos apuntan a que estos son similares a los descrito para las madres.

¿Cómo superar la depresión posparto?

Es importante solicitar ayuda cuanto antes para que la depresión posparto no interfiera en el vínculo con el bebé. Además, recibir asistencia acortará la duración de este malestar.

Entre los primeras medidas de ayuda que pueden adoptarse está el compartir cualquier sensación o emoción negativa que se tenga.

Más importante aún es empezar por aceptar que algo va mal. El concepto de “puedo llegar a todo” hace tiempo que dejó de tener valía. Por lo que no te sobrecargues más de la cuenta hasta extenuarte. Pide ayuda y quéjate cada vez que lo neecesites.
Asimismo en lo posible intenta por favorecer momentos para ti y tu pareja. Descansa todo lo que puedas, come bien y mímate de vez en cuando.

Dicho esto, si necesitas ayuda médica no dudes en solicitarla. Entre los posibles tratamientos médicos para superar la depresión posparto se incluyen ciertos tipo de terapia que ayuden a ver las cosas desde otra perspectiva o a sentirse escuchada de forma activa y sin críticas.A

Apoyo y posibles tratamientos

Es importante solicitar ayuda cuanto antes para que la depresión posparto no interfiera en el vínculo con el bebé. Además, recibir asistencia acortará la duración de este malestar.

Entre los primeras medidas de ayuda que pueden adoptarse está el compartir cualquier sensación o emoción negativa que se tenga.

Más importante aún es empezar por aceptar que algo va mal. El concepto de “puedo llegar a todo” hace tiempo que dejó de tener valía. Por lo que los padres primerizos, en especial las madres, no deberían sobrecargarse hasta extenuarse. Pide ayuda y quéjate cada vez que lo necesites.

Asimismo en lo posible se debe intentar favorecer momentos para una misma y en pareja. Descansar todo lo que se pueda, come bien y mimarse de vez en cuando, son acciones que ayudarán.

Dicho esto, si se necesita ayuda médica no hay que dudar en solicitarla. Entre los posibles tratamientos médicos para superar la depresión posparto se incluyen ciertos tipos de terapia destinados a sentirse escuchada de forma activa y sin críticas y tener herramientas para poder afrontar las cosas de manera diferente.

seguro de salud
¿Te ha parecido interesante este artículo? ¡Compártelo en redes sociales con tu familia y amigos!
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin

Aegon es uno de los mayores grupos aseguradores del mundo, fundado en Holanda hace más de 160 años, cuenta con una plantilla de más de 29.000 empleados en todo el mundo. Esta variedad de culturas aseguradoras nos ha permitido conocer, y mejorar la gama de productos y servicios ofrecidos a nuestros clientes durante más de 30 años en España.

Nuestra misión es ayudar a personas a proteger lo que más importa durante toda su vida.