Autoestima en niños: 5 actividades para trabajarla

autoestima en niños

La autoestima en niños hace referencia al valor que los pequeños se dan así mismos, que en buena medida viene determinada por su percepción de sentirse capaces, queridos y aceptados.

En una sociedad especialmente competitiva y exigente, la autoestima de nuestros menores parece volverse cada vez más frágil, entonces ¿Qué está sucediendo? Antes de continuar no quiero dejar de mencionar que este artículo tiene relación nuestro proyecto en redes 💡 Charlas con cariñoterapia, un programa presentado por Ana Morgade para lograr el bienestar ¡No te lo pierdas!

Verás que es realmente interesante y práctico, como práctico queremos que sea este post. Volviendo a la autoestima en niños, se sabe que una baja autoestima infantil son determinantes distintos factores, a menudo relacionados con la presión parental y social.

Baja autoestima en niños: causas y consecuencias

Para saber cómo trabajar la autoestima en los niños, es preciso conocer las causas que la desencadenan, que como te decía son variadas, pero que es muy importante detectar para poder ponerle remedio. Veamos algunas de las más frecuentes:

  • Falta de cariño y/o interés de sus progenitores
  • Críticas frecuentes
  • Exceso de perfeccionismo de los tutores o el niño
  • Etiquetas/adjetivos negativos
  • Castigos desproporcionados
  • Comparaciones con otros pequeños
  • Halago excesivo
  • Baja autoestima de los progenitores

¿También halagar? Puede que te preguntes, por desgracia, si es en exceso sí. Piensa que más allá del entorno paterno y los abuelos, que es en el ámbito en el que hay más riesgo de que se produzca ese exceso de halagos, el pequeño no será tan efusivamente agasajado.

baja autoestima en niños

Por eso, los halagos desmedidos conducen a la frustración en otros entornos, donde no se sentirá tan valorado, desde la escuela hasta en la relación con sus amigos o en activades como las deportivas. Todo ello, casi tan determinante como las relaciones familiares, especialmente durante la preadolescencia y adolescencia.

Ocuparnos de la autoestima en niños no es en absoluto un asunto banal, pues influirá de forma determinante en su salud mental. De hecho, una baja autoestima se relaciona con más riesgo de depresión, tal como nos indica este estudio de varias universidades de psicología alemanas.

Nuevas investigaciones, han encontrado también relación entre la baja autoestima infantil y muchos otros rasgos o patologías: personalidad violenta, trastornos obsesivos autodestructivos, fobias, la ansiedad,  la anorexia o la bulimia. Todos ellos con consecuencias devastadoras para la salud general y el normal desarrollo psicosocial.

Te ayudamos a encontrar el Seguro de Salud perfecto para ti y tu familia

Estrategias para mejorar la autoestima infantil

Enseguida vamos a proponerte una serie de actividades para trabajar la autoestima en niños, pero es fundamental también que tengas en cuenta estas estrategias a la hora de relacionarte con tu hijo.

Piensa que en los primeros años sus progenitores, o tutores, son su máximo referente, por eso debes de tener muy en cuenta:

1. A la hora de regañar a un niño, pon el foco en cual es el error que ha cometido, y no lo extrapoles a su personalidad

Pongamos un ejemplo sencillo. En caso de que el pequeño realice de manera descuidada una actividad escolar, a menudo por falta de atención… no le digas que es tonto o que lo parece. Es mejor que simplemente, le señales su conducta inadecuada.

2. Valora su esfuerzo

Incluso cuando el resultado final no es el que esperabas, si crees que se ha esforzado en hacerlo bien, no dudes en reconocérselo. Pon énfasis en el mérito que tiene intentarlo, en perseverar, y en cómo mejorará su resultado con la práctica. Solo se pierde cuando se abandona.

3. Demuéstrale tu cariño

Para sentirse valorado es fundamental sentirnos queridos, y aquí la familia juega un rol fundamental. Ten por seguro que la autoestima de los niños se deteriora cuando percibe falta de interés por parte de sus progenitores. Por eso, pasar tiempo de calidad juntos, es tu mejor prueba de amor.

4. Anímale a asumir nuevos retos

Enfrentarse a ellos potenciará sus capacidades y su autoconfianza. Incluso cuando se equivoque, pues será una oportunidad para aprender a tolerar la frustración.

👉 Entre esos nuevos retos están los deportes, pero también desde luego el yoga, que tiene muchas ventajas para el desarrollo psicológico de los niños, tal como te cuento en nuestro artículo sobre yoga para niños, qué es, para qué sirve y posturas

¿Cómo trabajar la autoestima en niños?

Ahora sí, queremos proponerte distintas actividades para trabajar la autoestima en los más pequeños. Algunas de ellas, tienen la virtud de que puedes practicarlas con frecuencia, lo que facilitará que tengan más repercusión sobre su autoestima.

como trabajar la autoestima en niños

Procura también implicar a varios miembros de la familia o amigos, así se multiplicará su efecto.

1. Reparto de estrellas

En esta ocasión se hace un corro sentados, entre familiares y/o amigos del pequeño. El niño formará también parte de ese corro. Cada uno de los integrantes debe de decir una cualidad del resto de los miembros del grupo, así el niño verá sus virtudes, al tiempo que le ayudamos a focalizarse en lo bueno de los demás.

Cada vez que se diga una característica positiva de una persona, se le dará una estrella, una pegatina o incluso podéis fabricar mediante cartulinas medallas de juguetes. En realidad, es algo simbólico, pues todos acabarán con el mismo número de estrellas.

2. Ten un frasco mágico de la felicidad

Anima a tu hijo a que escriba en un cuaderno frases positivas y cualidades que vea en él. Mientras lo hace, haz tu lo mismo para después sorprenderle enseñándoselas.

A continuación, volved a escribir las frases, pero esta vez en pequeños papeles, pueden ser de colores, con rotuladores, dibujos bonitos relacionados con la frase…

Decorad también el frasco de la forma que más le guste a tu hijo: brillo, lazos, pegatinas…  e introducir ahí los papeles con las frases motivadoras y las cualidades de tu hijo que halláis elegido. Dejadlo en un lugar a la vista, y pídele que las lea cuando se sienta triste o a disgusto por cualquier cuestión

3. El tesoro sorpresa

Otra gran idea para trabajar la autoestima en niños. Dile al pequeño en cuestión que vas a guardar tu tesoro más especial en una caja sorpresa. Coge entonces un espejo que guardarás en esa caja, escóndela y dale pistas sencillas para que la encuentre.

Al abrirlo y verse en el espejo, explícale que él es tu tesoro más importante, y el porqué, mencionando sus cualidades. Verás que le hará muchísima ilusión.

4. El día del achuchón

Este juego fomenta además el contacto físico entre la familia, que ayudará al niño a sentirse querido y reforzar también de este modo su autoestima. Tenemos que pedir a nuestro pequeño que durante todo el día, o al menos toda la mañana o tarde, trate de pensar en cosas buenas de los otros miembros de la familia.

Cada vez que venga a contaros una, vosotros le responderéis con un fuerte abrazo y diciéndole una característica positiva suya. Por ejemplo, si dice que papá comparte mucho, el papá puede decirle que él es muy cariñoso, y por supuesto, no nos olvidamos del achuchón.

como subir la autoestima en niños

5. Lecturas recomendadas

Para mejorar la autoestima en niños existen distintos tipos de cuentos que podemos leer a los pequeños. Uno de los grupos más eficaces para trabajar la autoestima en niños, es el que tiene que ver con la diversidad.

En ellos suelen tratarse temas inspiradores respecto a la superación de dificultades, y además se muestra a los pequeños que todos tenemos algo diferente, que nos hace únicos y valiosos. Otro grupo muy interesante de libros, es que el trata directamente sobre la aceptación y la superación.

Respecto al valor de la diferencia, a mi entender es sumamente muy importante trabajarlo, ya que si el niño siente que para todo existe un modelo estricto a seguir (físico, de vestimenta, inteligencia, etc…) será imposible que encaje en todos, y se frustrará o no se sentirá lo suficientemente válido.

Entre estos dos tipos de lecturas, te pongo a continuación algunas de las más recomendadas, varias de ellas han caído ya en manos de mi pequeña, y te aseguro que son estupendas. Otras son para niños más mayores, así que puedes elegir la que más se adapte a tu hijo. Estos cuentos incluyen:

  1. Malena la ballena
  2. El cazo de Lorenzo
  3. El caballero que no quería luchar
  4. La peluca de Luca
  5. Cirilo el cocodrilo
  6. El potro de tres patas
  7. Elmer ( el elefante)
  8. Orejas de mariposa
  9. Yo voy conmigo
  10. Yo pienso, yo soy
  11. Nada me detiene
seguro de salud

Y para terminar…

Para mejorar la autoestima de tu hijo será muy importante tu afecto, tu refuerzo positivo (sin excesos), todos estos juegos y lecturas… pero muy especialmente tu ejemplo.

De todo ello nos habla en sus diferentes libros el prestigioso psiquiatra, Dr. Daniel J. Siegel, de la Universidad de California, Los Ángeles, al que te animo encarecidamente a leer. Es autor de el cerebro del niño, disciplina sin drama, crianza desde dentro a fuera, todos auténticas joyas para conocer mejor a tu hijo, y comprenderle.

Él insiste mucho en el ejemplo, y algo debe saber… así que valora tu propio esfuerzo y tus logros, aunque no sean tan grandes como te gustaría, reduce tus quejas y no te critiques tanto, si es que tiendes a ello, no extrapoles un error a toda tu personalidad, quiérete más y júzgate menos, etc…

Ahora ya, hemos terminado, espero que este artículo te haya sido de utilidad, y recuerda por favor compartirlo en tus redes, para poder ayudar a más niños a mejorar su autoestima.

¿Te ha parecido interesante este artículo? ¡Compártelo en redes sociales con tu familia y amigos!
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin
Nutricionista y Salud Natural

Máster Universitario en Salud Natural y Nutrición. Experta en Alimentación Antiinflamatoria y psiconeuroendocrino-inmunología, el área de la ciencia que estudia la relación del sistema nervioso con el resto de nuestro organismo. Diploma de estudios avanzados en: Microbiota, inmunidad y sistema digestivo. Cursos de doctorado en: Biología del Cáncer. Autora de los libros: "¿Y ahora qué puedo comer?" y "Comer para cuidarse". Compagino la pasión de mi trabajo en consulta con la impartición de diversos cursos y las charlas divulgativas.

Perfil de LinkedIn