Frutas y verduras de temporada en abril

frutas y verduras de temporada en abril

Consumir las variedades de fruta de temporada en abril, es toda una delicia, y por supuesto también otros vegetales, como las hortalizas y las verduras. Lo que pasa es que en el área de las frutas hay muchas novedades ¿Quieres conocerlas?

Te aseguro que merece la pena, porque en abril ya ha entrado la primavera y podemos encontrar frutas que hacía meses que no podíamos probar, incluso algunas ya adelantadas a la temporada de verano. Por esto te aconsejamos estar muy atento/a en este post, sacar papel y boli para tomar nota, y también descubrir los beneficios de la fruta de temporada.

Te lo contamos en detalle en el artículo que te adjunto, pero ya te adelanto que son a todos los niveles: nutricionales, de sabor, para tu bolsillo ¡Incluso medioambientales! ¿Lo sabías? Por eso está claro que consumir las frutas y verduras de temporada en abril, o cualquier época estando de temporada, son todo ventajas, y tenemos que aprovecharlas.

Te recuerdo además que para tener una nutrición completa en vitaminas y minerales debemos incluir unas cinco raciones de frutas y verduras al día. Esto incluye también a las hortalizas, y no sólo a la verdura de hoja verde.

El mayor cuadro médico para cuidar de ti.
Más de 50.000 especialistas.
Más de 1.000 clínicas a tu disposición.

Fruta de temporada en abril

Por fin en abril encontramos entre la fruta de temporada algunas variedades con hueso, que suelen ser especialmente apreciadas por su dulzor y jugosidad. Con frutas de hueso nos referimos a un amplio grupo que incluyen a las ciruelas, los melocotones, las nectarinas…

Todas estas frutas nos recuerdan al verano, pues muchas nos ofrecen en estos meses su sabor más intenso; sin embargo, existen algunas variedades más adelantadas que podemos degustar ya en este mes, y que están deliciosas.

Otras frutas que encontramos en abril, son las fresas y fresones, que están en un gran momento y son muy buena fuente de vitamina C. Sobre ellas te hablamos ya con detalle en nuestro post sobre la fruta de temporada en Febrero. En ese mes ya podías comenzar a saborearlas.

Por el contrario, entre las frutas de temporada de abril, comienzan a desaparecer algunas más típicas de los meses fríos. Esto sucede especialmente con la manzana y la pera, que tienen variedades que ya no están en su mejor momento.

Aún así, están dando sus últimos coletazos, pues están en fase de recolección de tardía, y varios tipos son todavía interesantes; además ¡Hay tantas clases de peras y manzanas! Por eso, no quiero dejar de comentarlas. Vamos a ello, junto con otras frutas de temporada en abril.

Manzanas y Peras

Ambas tienen abundantes minerales, como el potasio, importantísimo para el funcionamiento del corazón y los músculos. También antioxidantes muy interesantes, como la quercetina, que protegen a nuestros tejidos frente a los daños oxidativos, tan comunes por contaminación o estrés.

Contienen además abundantes fibras, especialmente en su piel, imprescindibles para la salud intestinal. Algunas de esas fibras son prebióticas, es decir, que mejoran nuestra microbiota, y así benefician a tu digestión y tu sistema inmune.

Sobre las fibras prebióticas y otras sustancias que ayudan a tu flora intestinal, te contamos mucho más en este post titulado: Prebióticos y probióticos: alimentos que los contienen y diferencias. Verás que consumirlas es muy importante para mantener tu salud global.

Ciruelas

Esta fruta de hueso presenta muchos beneficios, entre otros el de tener un bajo índice glucémico, lo que en contribuyen en buena manera sus fibras. Este índice se refiere a la velocidad a la que pasan sus azúcares a sangre, y a más lento pasen mejor. Esto lo cumple perfectamente la ciruela, por lo que es mejor tolerada en diabéticos que otras frutas.

la fruta de temporada en abril incluye a la ciruela

Muchas de sus fibras, son además prebióticas, con todas las ventajas que eso supone para nuestro organismo. De las fibras de la ciruela tenemos que destacar que son muy útiles contra el estreñimiento, y que además contribuyen a hacerlas más saciantes.

Entre sus nutrientes, destaca el aporte de vitamina B1 o tiamina, que protege a nuestros nervios de la degeneración. Por eso cuando escasea se padecen patologías del sistema nervioso como neuritis o trastornos de degeneración cerebral que cursan con dificultades de concentración, de aprendizaje y pérdida de memoria.

Me gustaría aprovechar a mencionar además que las ciruelas rojas poseen un potente antioxidante denominado antocianinas, que ha mostrado poseer un efecto protector sobre multitud de tejidos, especialmente el ocular. Se ha encontrado también que mejoran el control de la glucosa en los diabéticos y mejoran la microbiota intestinal.

De todo ello nos hablan en este estudio de la prestigiosa universidad finlandesa de Turku, todo un referente a nivel mundial en el estudio de las bacterias intestinales.

Nísperos

Esta especie, no demasiado conocida, es otra fruta de temporada en abril. Precisamente por el escaso conocimiento que tenemos de ella, quería dejárosla por aquí. Coincide también con las anteriores en tener fibras prebióticas, por eso para mi, que soy una auténtica defensora de la importancia de estas sustancias, me parece muy interesante.

Por supuesto hay más, como su riqueza en antioxidantes, de cuyos beneficios ya os he hablado también, y que tienen repercusión en todo nuestro organismo. Entre sus nutrientes cabe destacar la elevada presencia de provitamina A, es decir, de carotenos, que quizás te suenen por su abundancia en otras frutas y hortalizas como las zanahorias.

Los carotenos son precursores de la vitamina A, con actividad antioxidante y que además es muy importante para proteger y regenerar nuestra piel, mucosa digestiva, mucosa respiratoria y parte de los tejidos oculares

Es por eso que, cuando la vitamina A o los carotenoides escasean, todos esos tejidos son más vulnerables a enfermar, e incluso pueden aparecer en ellos lesiones. Si tenemos en cuenta también que la vitamina A es muy importante para el sistema inmune, comprenderemos porque en estos casos es además frecuente la aparición de infecciones.

Verduras de temporada en abril

En este mes hay multitud de verduras que puedes consumir y degustar. Es cierto entre las verduras de temporada de abril tenemos que ir diciendo también adiós a algunos vegetales. Me refiero a los de los meses más fríos, como la col lombarda, la endivia, la escarola…

Para que puedas descubrirlas todas, pues son muchísimas, te dejo un enlace a la web del ministerio de sanidad, con un calendario cada mes con las verduras de temporada. Te menciono además algunas de ellas:

  • Espinacas
  • Acelgas
  • Puerro
  • Remolacha
  • Berenjena
  • Calabacín
  • Brócoli
  • Judía verde

Y mucho más ¡Hay tanto qué elegir!

Veamos otras que están en su momento óptimo, y que podrás disfrutar con todos sus nutrientes. Vamos a por ellas:

Pimientos

Sí ya sé que puedes encontrar pimiento durante muchos meses del año, pero abril es un gran mes para esta hortaliza. Me encanta porque es rica en vitamina C, por eso si lo cocinamos poco para que no se pierda, será una magnífica fuente de este nutriente. Se ha comprobado que muchas personas no ingieren la cantidad suficiente de vitamina C, y eso es preocupante.

La vitamina C es fundamental para regenerar nuestros tejidos y que el sistema inmunitario funcione de manera adecuada, por eso su consumo debe de ser abundante y diario. Te hablamos más sobre ella en nuestro artículo sobre nutrición y coronavirus.

En su composición destaca además la vitamina B6, que es muy necesaria tanto para el sistema inmune, como para el nervioso, y además en la prevención de la anemia.

Finalmente posee un gran cantidad de betacarotenos, de cuyos beneficios acabo de hablarte al explicaros los nutrientes del níspero.

las verduras de temporada en abril incluyen el espárrago

Espárrago triguero

Otra verdura de temporada en abril que me encanta. Nuevamente es un vegetal que contiene prebióticos, y es que estas formas de fibras suelen estar en muchas frutas y vegetales, mientras que escasean en los cereales. Por eso, y porque los vegetales son muy ricos en vitaminas y minerales, se deben consumir en abundancia cada día.

Entre las vitaminas de los espárragos trigueros destaca la B9 o ácido fólico, indispensable para el sistema nervioso, y cuya escasez se relaciona con más riesgo de depresión. Es además importante para prevenir la anemia y mejora la fertilidad, tanto en hombres como en mujeres.

Finalmente, os lo traigo también aquí porque es rico en esas otras sustancias no nutritivas, pero que tanto ayudan a mantener la salud. Los antioxidantes, y eso, en una sociedad como las occidentales, donde el estrés y los contaminantes son demasiado frecuentes, es una gran ventaja

¿Recuerdas por qué? Pues porque nos protegen de sus daños, aunque sea solo parcialmente… quiero decir con esto que en realidad no hay nada como la calma, muchas horas de sueño y el contacto con la naturaleza, para ayudarnos a recuperar nuestra salud.

seguro de salud

Guisantes

Lo primero que quiero matizar es que, aunque el guisante está aún de temporada en abril, muchas variedades del mismo tienen su mejor época un poquito antes. Aún así os quería hablar de él, porque me parece muy interesante.

Lo primero a saber es que en realidad se trata de una legumbre, como por ejemplo lo es la lenteja o el garbanzo. Esto la hace más calórica que las verduras y hortalizas, pero sí que es la legumbre más ligera.

En cuanto a sus nutrientes destaca por algunos de los que ya os he hablado, como la vitamina B9, la B1 o vitamina C. Lo que pasa es que además tiene abundante niacina, o vitamina B3.

Esta vitamina tiene la particularidad de fundamental para un buen metabolismo energético, por eso cuando escasea pueden subir los niveles de colesterol. Es además básica para el funcionamiento del sistema nervioso, la piel y el sistema digestivo.

Hasta el punto de que su déficit ocasiona inflamaciones, lesiones o graves patologías en todos ellos. Así que ya comprenderás su importancia,

Hasta aquí nuestro artículo de hoy sobre las verduras y fruta de temporada en abril. Ahora que ya sabes la gran variedad que hay para escoger, sus beneficios y su importancia para tu salud, tan solo te queda llenar tu compra de estas joyas nutricionales.

Esperamos que te haya gustado nuestro artículo, y si así, no te olvides de compartirlo para animar a más personas a incluir cada día frutas y verduras de temporada.

¿Te ha parecido interesante este artículo? ¡Compártelo en redes sociales con tu familia y amigos!
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin
Especialista en Salud Natural y Dietética

Máster Universitario en Salud Natural y Nutrición. Experta en Alimentación Antiinflamatoria y psiconeuroendocrino-inmunología, el área de la ciencia que estudia la relación del sistema nervioso con el resto de nuestro organismo. Diploma de estudios avanzados en: Microbiota, inmunidad y sistema digestivo. Cursos de doctorado en: Biología del Cáncer. Autora de los libros: "¿Y ahora qué puedo comer?" y "Comer para cuidarse". Compagino la pasión de mi trabajo en consulta con la impartición de diversos cursos y las charlas divulgativas.

Perfil de LinkedIn