¿Qué alergias provoca el anisakis? Síntomas y tratamientos

alergia al anisakis

Las reacciones provocadas por el anisakis son de diferentes tipos, y aunque habitualmente se habla de alergia al anisakis, en realidad una de ellas no lo es ¿Qué es entonces? Pues una parasitosis, es decir, una afectación de los tejidos por este pequeño gusano, que por supuesto produce malestar.

De esta y otras parasitosis e infecciones, te hablamos en nuestro post: enfermedades de transmisión alimentaria más comunes. Que te dejo por aquí para que veas que hay muchísimas: salmonelosis, listeriosis, triquinosis…

Por otra parte, en el caso de la alergia por anisakis, como en las demás alergias, hay una fuerte reacción inmunitaria frente a este parásito. El mismo tipo de reacción que puede darse frente al polen, los ácaros o frente a algunos alimentos como el cacahuete.

Antes de seguir avanzando déjame que te cuente un poco más sobre este curioso parásito, posiblemente uno de los más temidos.

El mayor cuadro médico para cuidar de ti.
Más de 50.000 especialistas.
Más de 1.000 clínicas a tu disposición.

¿Qué es el anisakis?

El anisakis es un tipo de nemátodo parásito, es decir, una especie de gusano redondo, de apenas 2 cm de longitud, blanquecino y muy fino. La especie que más frecuentemente nos afecta es el Anisakis simplex. Esta especie, para desarrollarse, precisa habitar a otras especies, llamadas hospedadores, y su ciclo de vida es largo y muy complejo.

Este ciclo de vida incluye varios estadios de larva, y las especies que parasita son de lo más variado. Entre ellas están algunos crustáceos (como por ejemplo las gambas), cefalópodos (como lo es el calamar),  peces y mamíferos marinos (como las ballenas). En estos últimos el anisakis se alimenta, muda dos veces y desova.

El ser humano es por tanto un hospedador accidental, pues el preferiría sin duda poder seguir su ciclo de desarrollo dentro de una especie marina. Digamos que nos cruzamos en su camino. ¡Y eso que nadie quiere hacerlo!

Respecto a los peces que más frecuentemente son parasitados por el anisakis tenemos, por este orden: la merluza, el bonito, el chicharro y la sardina.

Alergia en alimentos con anisakis

La alergia es una respuesta inmunológica en la que interviene un anticuerpo llamado inmunoglobulina E. En la alergia al anisakis nuestro sistema inmune al detectar a este parásito produce esta inmunoglobulina, que se une a una proteína de este parásito. Esto solo se da si está vivo.

los síntomas de la alergia al anisakis aparecen si están vivos

La inmunoglobulina E, se une además por su otro extremo a una célula inmunitaria que iniciará una respuesta alérgica caracterizada por varios procesos inflamatorios que tienen como finalidad combatir al “agente extraño”. En este caso, al anisakis.

Esta reacción es la misma que encontramos en las alergias de primavera, y se sabe que la persona que padece un tipo de alergia, tiende a desarrollar otras. Por esto, y teniendo en cuenta las fechas en las que nos encontramos te dejo este post sobre Causas y síntomas de la alergia primaveral

Por último mencionar que, actualmente, se debate si puede haber una alergia al anisakis sin exposición previa al parásito, o si se da solo tras contactos repetidos con él.

Más reacciones al anisakis: la parasitosis

La otra reacción al anisakis, como decíamos al inicio, es una parasitosis, muy distinto a una alergia. A esta reacción se la conoce con diferentes nombres como son:

  • Anisaquiosis
  • Anisakiasis
  • Anisakidosis
  • Anisaquiasis

A pesar de este casi trabalenguas, todos se refieren a lo mismo. En estos casos la persona afectada ha consumido un pescado con anisakis, y cuando el parásito llega a nuestro intestino, trata de llevar a cabo una infestación. Esto es, implantarse en nuestros tejidos, alimentarse y continuar su ciclo vital.

En el ser humano las larvas pueden incluso atravesar la mucosa digestiva, lo que suele ocasionar fuertes reacciones inflamatorias, pero distintas a las de la alergia al anisakis. En este caso lo que predomina es el dolor abdominal, la diarrea y los vómitos.

Puedes saber más sobre esto en el enlace sobre anisaquiais del MSD, en su versión para profesionales. El MSD es el manual médico más prestigioso a nivel internacional, y tiene además una versión para pacientes muy interesante.

Finalmente se ha reconocido un cuadro mixto, con síntomas de infestación del intestino que se dan al mismo tiempo que los de la alergia al anisakis. A este tipo de alergia al anisakis se le conoce como: anisakiasis gastroalérgica.

Síntomas de la alergia al anisakis

Cuando hablamos de la alergia al anisakis propiamente dicha, los síntomas son distintos a los que hemos visto. En una alergia las reacciones inmunes pueden afectar a todo el organismo, y dan lugar a síntomas muy característicos:

  • Urticaria (picor) en piel
  • Hinchazón en piel o mucosas: lengua, labios, boca…
  • Dificultad respiratoria
  • Mareos (casos más graves)

No siempre se dan todos los síntomas en la alergia al anisakis, y algo que dificulta el diagnóstico es que si bien suelen aparecer a las pocas horas tras ingerir el pescado, en ocasiones pueden tardar hasta 3 días en manifestarse.

Las personas con una alergia al anisakis grave pueden desarrollar una anafilaxia ¿Que qué es eso? Pues esto implica síntomas alérgicos graves y de aparición repentina, que pueden incluso producir la muerte, usualmente por asfixia. Por suerte este cuadro es muy infrecuente, así que, que no cunda el pánico.

Te dejo por aquí nuestro post: Reacciones alérgicas ¿Cómo actuar si alguien sufre una de ellas? Para que tengas toda la información al detalle.

¿Cómo saber si tengo alergia al anisakis?

Si tienes síntomas como los descritos tras la ingesta de pescado deberías acudir al médico. No lo dejes pasar porque las exposiciones repetidas al parásito suelen agravar los síntomas alérgicos.

los síntomas de la alergia al anisakis pueden incluir no respirar bien

El especialista en valorar si tienes una alergia al anisakis será el alergólogo, que usualmente realizará unas pruebas cutáneas de exposición a alérgenos denominada Prick test.

Se puede valorar también por un análisis de sangre la cantidad de inmunoglobulina E específica para Anisakis simplex. Estas pruebas usualmente se conocen por sus siglas, y son RAST o CAP.

Por otro lado, las parasitosis por anisakis se diagnostican por una endoscopia con la que se ve el intestino y la presencia de las larvas.

Tratamientos de la alergia al anisakis y la anisakiasis

Respecto al tratamiento contra el anisakis, debemos diferenciar entre los dos procesos que hemos visto. En caso de parasitosis, la anisakiasis, se puede recurrir a la extirpación por endoscopia del anisakis, pero la mayoría de las personas los eliminan ellos mismos, incluso con la tos.

Existen además algunos fármacos contra el anisakis, pero su eficacia parece ser limitada, pues los estudios no muestran resultados definitivos. En caso de cuatros graves se puede tener que dar corticoides, potentes antiinflamatorios que evitarán que se produzcan posibles complicaciones como apendicitis o peritonitis.

En cualquier caso, esto no es lo frecuente, y la mayoría de las veces no se da un tratamiento específico, siendo el sistema inmune del propio paciente el que puede resolver el cuadro.

El tratamiento de la alergia al anisakis puede incluir antihistamínicos, ya que la molécula que tiene un papel más relevante en las alergias es la histamina. En casos más graves se usarán también corticoides e incluso adrenalina. Este último tan solo para alergias muy graves, con reacciones anafilácticas.

Prevención

Además del tratamiento, debemos saber que estos procesos se dan tan solo cuando el anisakis está vivo. Por lo tanto, la mejor manera de evitarlos y prevenirlos es comprar pescado sin vísceras y evitar comerlo crudo. Las preparaciones de más riesgo son el sushi, boquerones en vinagre, ceviche, pescados tan solo ahumado o marinados, algunos escabeches…

  • A la hora de cocinar, debemos conocer que cuando el pescado es cocinado a más de 60 grados centígrados, por pocos minutos, ya se puede estar seguro de haber destruido a las larvas. Por eso, para eliminar el anisakis, es mejor la cocción o la fritura que la plancha.
  • Respecto a la congelación, tan solo la de tipo industrial, es decir, ultracongelación a -20º centígrados, garantiza la muerte de la larva.

Ahora que ya conoces las claves para prevenir la alergia al anisakis y su parasitosis, verás que no es demasiado difícil librarse de este pequeño gusano. Así que tan solo te toca ponerlas en práctica para consumir con tranquilidad el pescado, tan saludable y nutricionalmente completo.

Y hasta aquí el artículo de hoy, que espero que te haya gustado y sobre todo resultado práctico ¿Ha sido así? Pues te pedimos que lo compartas, para que más personas puedan consumir el pescado con seguridad y tranquilidad.

¿Te ha parecido interesante este artículo? ¡Compártelo en redes sociales con tu familia y amigos!
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin
Especialista en Salud Natural y Dietética

Máster Universitario en Salud Natural y Nutrición. Experta en Alimentación Antiinflamatoria y psiconeuroendocrino-inmunología, el área de la ciencia que estudia la relación del sistema nervioso con el resto de nuestro organismo. Diploma de estudios avanzados en: Microbiota, inmunidad y sistema digestivo. Cursos de doctorado en: Biología del Cáncer. Autora de los libros: "¿Y ahora qué puedo comer?" y "Comer para cuidarse". Compagino la pasión de mi trabajo en consulta con la impartición de diversos cursos y las charlas divulgativas.

Perfil de LinkedIn