Efectos psicológicos del aislamiento y el distanciamiento social, y cómo gestionarlos

efectos psicologicos aislamiento
Tiempo de lectura: 4 minutos

Tras más de un mes de aislamiento en nuestros hogares y medidas de distanciamiento social, es habitual escuchar en nuestro entorno que se está experimentando sensaciones de incertidumbre, ansiedad, preocupación o miedo, entre los efectos psicológicos que se derivan de esta situación.

Algunas de estas reacciones se concretan en reacciones que desde la Sociedad Española de Psiquiatría han recogido en un documento que identifica estos miedos y ansiedades, junto con consejos para hacerles frente. Entre esas preocupaciones están:

  • La preocupación por nuestro propio estado de salud o el de otros a los que hayamos podido contagiar y, como consecuencia, que nuestros familiares y amigos tengan que hacer cuarentena.
  • La experiencia de estar en autoobservación u observado por otros por síntomas y signos de haber contraído la infección.
  • El tiempo que está restando a su trabajo por este proceso, con la consecuente pérdida de ingresos y de seguridad en el puesto de trabajo.
  • La necesidad de tener que prever el abastecimiento de alimentos y cuidados médicos.
  • La exigencia de atender a sus menores y familiares a cargo.
  • La soledad asociada con el sentimiento de haber sido excluido del mundo y de sus seres queridos.
  • El malestar o rabia si piensa que ha sido contagiado por la negligencia de “otros”.
  • La aparición de síntomas depresivos como desesperanza, irritabilidad, cambios en el apetito.
  • Alteraciones del sueño.

Efectos psicológicos del aislamiento

De acuerdo con Cristina Rodríguez Cahill, psicóloga clínica del SESCAM, el confinamiento genera una pérdida de la rutina, una reducción del contacto social y físico, frustración, aburrimiento y una sensación de soledad que puede resultar difícil de gestionar para muchas personas.

En un artículo elaborado por esta experta, ‘Cinco retos psicológicos de la crisis del COVID-19’, respecto a las consecuencias para la salud mental del aislamiento, describe la posibilidad de cambios de conducta notables incluso meses después del periodo de cuarentena, como el mantenimiento de la hiperalerta, del lavado de manos excesivo o la evitación de multitudes. Además, apunta que es previsible que determinados grupos de población puedan sufrir en mayor medida el confinamiento:

  • Aquellos con patología mental previa.
  • Las embarazadas.
  • Los niños.
  • Las personas de edad avanzada.
  • Los sanitarios.

Para Rodríguez Cahill, en particular, se presentan varios factores que aumentan el estrés durante este periodo de confinamiento:

  • El miedo al desabastecimiento.
  • La sobreinformación.
  • El temor a infectarse.
  • La incertidumbre.

Recomendaciones para gestionar los efectos del aislamiento y el distanciamiento social

Ante todo, lo que implica el confinamiento en nuestras casas es un aislamiento físico que «debemos intentar evitar que se convierta en aislamiento social«, según precisa Guillermo Fouce, doctor en psicología y presidente de la Fundación de Psicólogos Sin Frontera. Y para conseguirlo indica la necesidad de comunicarnos con los otros por las vías de que dispongamos: «por las nuevas tecnologías, por teléfono, por las ventanas…, como sea, pero no aislarnos socialmente y expresarnos, compartir y pedir ayuda», explica este experto.

Asimismo, Fouce señala otras recomendaciones para combatir los posibles efectos psicológicos negativos del aislamiento:

  • No obsesionarse con el virus ni dedicarle todo el tiempo nuestra atención.
  • No caer en bulos informativos y solo creer en la información contrastada.
  • Organizarse el tiempo: ponerse un horario, levantarse a una hora razonable, marcarse actividades durante el día.
  • Usar el humor, la creatividad…
  • Aprovechar para hacer cosas que no podíamos hacer en otro momento, como cocinar, ver esa película pendiente o leer libros en cola, hacer visitas virtuales, aprender a tocar un instrumento…

Te lo contamos con más detalle en nuestro artículo «14 claves para proteger nuestra salud mental en tiempos de Coronavirus«

Ya tienes disponible la Guía gratuita de ayuda durante y después del Coronavirus. Información, consejos y recomendaciones, claves para la desescalada y más.

Descárgarla gratis aquí 👉 Guía sobre el COVID-19 Aegon Seguros

guía de ayuda coronavirus Aegon Seguros

Algunas de estas sugerencias coinciden con las medidas proporcionadas por la Sociedad Española de Psiquiatría (SEP) para cuidar la salud mental durante la cuarentena por el coronavirus:

  • Ser conscientes del riesgo que correríamos si no cumpliéramos las restricciones de distanciamiento social, para lo que conviene mantenerse informado a través de fuentes fiables y limitar el tiempo de exposición a los medios de comunicación.
  • Afrontar las principales preocupaciones: consultar a los profesionales sanitarios las dudas que nos surjan sobre lo que implica las circunstancias del aislamiento.
  • Mantenerse conectado socialmente.
  • Utilizar medios prácticos para relajarse.
  • Organizar una rutina en domicilio para uno mismo y su familia.
  • Vivir experiencias cotidianas personales.

Finalmente, entre los consejos de la psicóloga Cristina Rodríguez para paliar en cierto grado los desajustes psicológicos provocados por el confinamiento está, una vez más, la necesidad de limitar la información y buscar que esta sea veraz. Además, afirma que el autocuidado, mantener una rutina y seguir las pautas recomendadas nos puede hacer recuperar una cierta sensación de control. Por último, reflexiona sobre «retraducir» la situación como una oportunidad de aprendizaje, ya que nos permitirá disminuir la sensación de vulnerabilidad y desarrollar recursos internos de afrontamiento.

Identificados los posibles efectos negativos en nuestra salud mental ocasionados por el aislamiento instaurado para luchar contra la pandemia del coronavirus, animamos a llevar a cabo las recomendaciones y consejos de los expertos para cuidarnos y que el impacto posterior sea el mínimo.

Si eres Cliente Aegon y necesitas atención psicológica, recuerda que puedes acceder a través de nuestra App de Aegon Telemedicina.