¿Quieres adelgazar? Trabaja esta parte de tu cuerpo

Quieres adelgazar Trabaja esta parte de tu cuerpo

A la hora de bajar peso además de una dieta saludable sabemos que debemos trabajar nuestro cuerpo, al igual a veces olvidamos algunas partes de él que pueden ayudarnos de manera eficaz en nuestra lucha contra el sobrepeso.

Cuando nos planteamos el trabajo en el gimnasio, al menos inicialmente, pensamos siempre en cuestiones como abdominales, glúteos, bíceps… Sin embargo, no tenemos tan en cuenta las piernas, una parte de nuestro cuerpo que merece una atención especial si nos atenemos a lo que expone en su libro El poder de la mente. El placer de transformar tu cuerpo Diego Calvo, un entrenador personal de famosos de Los Ángeles California, quien junto a Sandra Pino, fundadora del método fitness emocional, firma dicho libro.

En él se nos plantea que un cuerpo fuerte, para resultar definido y equilibrado, sólo puede basarse en un plan de entrenamiento que incorpore un trabajo muy intenso de piernas. Según los autores, además de la garantía de la salud de las rodillas, vamos a tener una gran lista de beneficios fortaleciendo nuestras piernas. Esto parte de aportar un gran gasto de calorías y acelerar el metabolismo y continúa cuando fortalecemos femorales y cuádriceps, que son músculos muy anabólicos que incrementan los niveles de testosterona. Lo anterior hace que además de estimular la concentración y la fortaleza mental también mejora el rendimiento deportivo y sexual.

Las recomendaciones son variadas, pero, especialmente encontramos dos que resaltan sobre las demás.

La primera es la sentadillas. Deberían ser el ejercicio clave en las rutinas de fuerza ya que van a ayudar a mejorar los niveles de potencia y fuerza, en este ejercicio participan músculos como el cuádriceps, los aductores, gemelos, abdominales, lumbares, glúteo mayor…

En el caso de peso muerto, la segunda de estas rutinas estrella o ejercicios clave para nuestras piernas, trabajaríamos la cadena muscular posterior incluyendo glúteo mayor, gemelos, femoral…

Los autores aseguran que cualquier persona realmente puede llegar a transformar su cuerpo siguiendo una fórmula en la que el 20% sea nutrición y ejercicio y el 80% psicología. En este caso diríamos que la parte principal de nuestro cuerpo para adelgazar, además de las piernas, también sería el cerebro. Se nos asegura que no podemos crear una realidad que antes no hemos fabricado en nuestra mente, la alimentación va a ser la clave fundamental de nuestra transformación y el ejercicio será el complemento a la misma.

En un siguiente paso se nos recomienda eliminar de nuestra vida aquellas cosas que no nos sirven, esto también nos ayudaría a cambiar mentalidades caducas y falsas creencias que se convierten con el tiempo en lastres. Por ejemplo, la edad adecuada para practicar ejercicio, la imposibilidad de cambiar los hábitos alimentarios, apoyarse en falsos mitos o creencias o dietas milagro, etc…

En definitiva, en la recomendación de trabajar nuestras piernas, como una parte fundamental dentro del proceso en el que queremos transformar nuestro cuerpo y bajar de peso, encontramos también un mensaje profundamente claro sobre la importancia de la voluntad en lograr nuestros objetivos.

Fortalecer nuestras piernas ayudará a adelgazar, mantener fuertes nuestras convicciones y objetivos a la hora de tratar de adelgazar será el motor principal en esta pelea.